Estibadores y patronal se reúnen el lunes para evitar la paralización de los puertos

Los sindicatos de estibadores y las empresas celebrarán el próximo lunes su primera reunión, tras la aprobación ayer en el Congreso del real decreto ley de reforma del sector, para buscar soluciones ante la convocatoria de ocho jornadas de huelga a partir de la semana que viene en los puertos españoles.

Los sindicatos de estibadores han presentado un preaviso para ocho jornadas de huelga, cuatro de ellas en mayo -los días 24, 26, 29 y 31- y otras tantas en junio -los días 2, 5, 7 y 9-, en protesta por el nuevo real decreto ley de reforma del sector, convalidado ayer en el Congreso, que consideran que no garantiza el mantenimiento del empleo.

La patronal Anesco ha informado hoy, en un comunicado, que se trata de la reunión de la Comisión Paritaria Sectorial Nacional, órgano compuesto por la representación de las empresas y por las organizaciones sindicales más representativas del sector que tiene entre sus funciones la resolución de conflictos laborales, que tendrá lugar a las 16.00 horas.

Denuncia de “las huelgas encubiertas”

La patronal ha reiterado su denuncia ante “las huelgas encubiertas que se continúan produciendo en la mayoría de los puertos españoles” y ha exigido “el cese inmediato de estas ilegales medidas de presión, requisito indispensable para mantener espacios de diálogo y voluntad de alcanzar acuerdos”.

Para ello, Anesco ha apelado a la responsabilidad de los trabajadores del sector y de las organizaciones sindicales que les representan.

Pese a ello, la asociación ha mostrado su voluntad de llegar a acuerdos satisfactorios para todas las partes implicadas y ha hecho un llamamiento al dialogo ante la reunión prevista para el lunes.

Fomento fija servicios mínimos

El Ministerio de Fomento ha fijado unos servicios mínimos de hasta el 100% durante la huelga convocada por los estibadores a partir del día 24 en las operaciones que afecten a mercancías perecederas y peligrosas, pasajeros, situaciones de emergencia y productos esenciales para las islas, Ceuta y Melilla.

Además se exigirá el porcentaje necesario del servicio para garantizar un rendimiento no inferior al 50 % del promedio del año natural anterior en jornada comparable (horario y tipo de mercancía), según la resolución del Ministerio de Fomento.

Los sindicatos Coordinadora Estatal de Trabajadores del Mar (CETM), UGT, CCOO, CIG y CGT han convocado ocho jornadas de huelga en días alternos, excluidos los fines de semana, durante las horas impares comenzando desde las 08.00 horas del 24 de mayo (miércoles) hasta las 08.00 horas del día 25.

La convocatoria de huelga es exactamente igual en horas impares y con comienzo desde las 08.00 horas en las jornadas siguientes: 26, 29 y 31 de mayo (miércoles) y 2 de junio (viernes), 5, 7 y 9 de junio (viernes).

La huelga está convocada en días alternos y en horas impares, es decir al 50%, pero ello no implica, según la resolución, que sus efectos se limiten a los periodos de paros.

Una huelga de esta duración en un sector de actividad del que depende el desarrollo económico y abastecimiento de la población, es de “suficiente entidad” para establecer unos servicios mínimos que eviten que se ocasione un “quebranto irreversible” en el sector productivo del país.

Fomento argumenta que con la huelga, al interrumpirse el servicio cada hora, se produce un proceso de arranque del servicio cada dos horas por lo que los efectos prácticos de estos paros “pueden ir mucho más allá del 50%, incluso al 100%” de la jornada laboral que consta en la convocatoria.

100% en mercancías perecederas

Los servicios mínimos serán del 100% en el caso de las operaciones que afecten a mercancías perecederas o peligrosas, cuya permanencia en el puerto pueda representar un riesgo grave para personas e instalaciones.

También se ha fijado este porcentaje para los servicios necesarios para garantizar el abastecimiento, la atención sanitaria y los suministros especiales y esenciales a los territorios insulares, Ceuta y Melilla.

En la misma situación se encuentran las operaciones en buques mixtos para no afectar al servicio de pasajeros de línea regular y los servicios necesarios para atender situaciones de emergencia o siniestros en buques de mercancías.

Las empresas estibadoras deberán comunicar a las sociedades anónimas de gestión de estibadores portuarios (sagep) y a las autoridades portuarias sus previsiones sobre el movimiento de mercancías con 24 horas de antelación.

Puertos del Estado y las autoridades portuarias vigilarán “el más estricto cumplimiento de lo dispuesto, proponiendo a la vista de las incidencias en su caso surgidas, las medidas que considere conveniente deban aportarse”, añade la resolución.

En España, el 78% de las importaciones y el 57% de las exportaciones se hacen a través de la red de puertos comerciales, de forma que la economía española es “especialmente sensible a la continuidad de la actividad portuaria”.

Cualquier ruptura en esa continuidad afecta “extraordinariamente” a los sectores cuya actividad depende de la importación de materias primas u otros productos, sobre todo en la producción industrial, y a la exportación de mercancías fabricadas en España con destinos a clientes, que disponen de otra alternativas para proveer sus mercados, por lo que el sector exportador español “podría verse desplazado”.

EuropaPress

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *