El Puerto de Tarragona tendrá operativa la nueva terminal de cruceros en 2019

0

El Puerto de Tarragona prevé tener operativa en 2019 la terminal provisional de cruceros en el dique Prats que le permitirá crecer en este segmento y superar las limitaciones que le ofrece el dique Llevant, donde atracan actualmente los cruceros que hacen escala puntual en el enclave portuario tarraconense.

En una entrevista de Europa Press, el presidente del Puerto de Tarragona, Josep Andreu, ha explicado que se trata de aprovechar las obras del dique Prats, frente al pantalán que explota Repsol, junto a la playa de La Pineda y muy cerca de Port Aventura, y alargar el espigón para que albergue la terminal.

La instalación del muelle está vinculada a la construcción del contradique, cuyo proyecto técnico ya está redactado y, tras superar todos los trámites ambientales, se prevé que las obras comiencen en 2017 y finalicen en 2019, “siendo optimistas”.

El Puerto de Tarragona cerrará este 2015, después de tres años de promocionar la ciudad como destino de cruceros, con 11.600 cruceristas y 11 embarcaciones, y de cara a 2016 prevé recibir hasta 13.000 pasajeros en 18 cruceros: “Son cifras todavía modestas, pero muy alentadoras”.

Partida de 40 MILLONES

Las obras del dique, para las que la Autoridad Portuaria de Tarragona (APT) ya tiene bloqueada una partida de 40 millones de euros, consistirían en la construcción de dos explanadas: una para el proyecto de carga industrial y otra de uso polivalente de entre 40 y 60 metros cuadrados que se podría utilizar para cruceros y ferrys.

Esta nueva terminal de cruceros daría respuesta al progresivo crecimiento de cruceristas que se contempla, ya que, según Andreu, las instalaciones actuales tienen un techo máximo de 30.000 cruceristas anuales.

“Nuestro compromiso es una terminal intermedia para hacer crecer el proyecto, y cuando tengamos una masa crítica de unos 50.000 o 60.000 cruceristas, ya podremos pensar en una terminal definitiva, ya que tendremos las garantías de llenarla”, ha afirmado.

Así, si fructifica la estrategia de captar cruceristas y se alcanza esta masa crítica, los planes de la APT pasan por una solución más definitiva que se basa en construir una terminal urbana junto al Puerto Deportivo de Tarragona, un proyecto que conllevaría una inversión de entre 80 y 120 millones de euros.

El proyecto de cruceros está liderado por el Puerto de Tarragona, y participan en la mesa de trabajo el Patronato de Turismo de la Diputación de Tarragona, el Patronato de Turismo del Ayuntamiento de Tarragona, la Cámara de Comercio de Tarragona y el Ayuntamiento de Reus, además de contar con la colaboración de la Universitat Rovira i Virgili (URV) y PortAventura.

Andreu ha explicado que su voluntad es incorporar a esta mesa a un miembro del sector de la hostelería, ya que ha considerado que Tarragona tiene opciones de convertirse en un puerto base, y no solo de escala como hasta ahora.

Europa Press

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.