Examen a los puertos canarios

0

El Archipiélago cuenta con 16 puertos que gestiona directamente el Gobierno regional a través de Puertos de Canarias y “ninguno”, denuncia Anavre, cuenta con los servicios que requieren los navegantes que recalan en las Islas para quedarse o bien para seguir rumbo a América. Este jueves llevaron sus quejas al gerente de Puertos.

Las deficiencias en los puertos que gestiona el Gobierno de Canarias son muy grandes y los navegantes que llegan se encuentran muchas veces con “situaciones insólitas”, denuncia Óliver Solanas, delegado de la Asociación de Navegantes de Recreo en Fuerteventura. Él y otros dirigentes de Anavre se reunieron este jueves con el gerente de Puertos de Canarias, Gustavo Santana, para transmitirle los problemas a los que a diario se enfrentan las embarcaciones que atracan en las Islas o que hacen escala rumbo a América

Solanas, que salió “muy satisfecho” del encuentro porque se trataron los temas “más problemáticos” y se establecieron las líneas futuras de trabajo, no dudó sin embargo a la hora de considerar que en Puertos de Canarias “parece que no ven la importancia estratégica que tienen las Islas, que son paso obligado para los navegantes que atraviesan el Atlántico”.

Las deficiencias que denuncia Anavre le llegan a través de sus afiliados, pero también de los miembros de la prestigiosa European Boating Association (EBA) que atracan en Canarias y que se encuentra, dice Solanas, con que, por ejemplo, no los dejan entrar en el puerto de La Graciosa, “que es el primero que tocan los barcos que viene de Europa”, porque no hay atraques libres, los llamados de cortesía o tránsito que por ley tienen que estar disponibles.

Este, asegura Solanas, es un problema grave, pero «el mayor problema» al que se enfrentan los barcos de recreo en los muelles de Puertos de Canarias es “la ausencia de oficiales de puerto”, que son los que dan las entradas y salidas en los puertos. Ocurre en La Graciosa, denuncia, pero también en Corralejo, “el puerto que más beneficios genera a la red”. Allí no hay uno, como en Caleta de Sebo, sino tres oficiales de puerto, “pero los fines de semana y festivos no están y quien indica dónde atracar es el personal de seguridad, con muy buena intención, pero sin nociones de náutica ni responsabilidad alguna”.

También es habitual, dice, que en los atraques no haya agua y luz, “algo muy importante para el que llega después de un viaje”.

A finales de enero Anavre entregará a Gustavo Santana “un dossier completo” con las deficiencias de los 16 puertos de la red Puertos de Canarias y una propuesta de “una gestión más atractiva” que la actual.

Canarias 7

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.